Calidad


     La conformación del mercado globalizado trajo aparejada la necesidad de establecer mecanismos para fortalecer la confianza entre clientes, productores y proveedores de distintos países. Fue así como se instalaron a nivel internacional los conceptos de certificación (para empresas y productos) y acreditación (para laboratorios de ensayo y metrología). A raíz de ello, en distintos países del mundo, el desarrollo de sistemas de calidad en las empresas y la conformación de redes de laboratorios acreditados se transformaron en tareas prioritarias.

     Los requisitos generales relativos a la competencia de los laboratorios de calibración y de ensayo se encuentran en la Norma (en estudio) ISO 17025 (Norma IRAM 301/93). Esta es la norma internacional que se usa actualmente para acreditar laboratorios de ensayo. En la misma se establece la posibilidad de fijar requisitos adicionales para laboratorios que trabajen en rubros determinados, dependiendo esto de las características propias del sector, siendo potestad de los organismos acreditados.

     También es factible, y de mucha importancia en países en desarrollo, tomar la ISO 17025 como base y adecuar un programa de crecimiento gradual de exigencias, con el objeto de conducir a los laboratorios hacia la constitución de una red de establecimientos acreditados. En nuestro país existen características particulares, sobre todo en los laboratorios pertenecientes al sector científico-tecnológico (entre los que se encuentran los laboratorios o centros de investigación en el sistema universitario), que orientan a pensar muy seriamente en la aplicación de programas de acreditación con crecimiento gradual de exigencias.

     Los resultados de ensayos producidos por los laboratorios son utilizados en diferentes tareas, entre las cuales se incluyen: diseño, investigación y desarrollo de productos, control de calidad previo a la recepción de materias primas y componentes, controles durante la producción, controles previos a los despachos, como forma de evaluar cumplimiento de especificaciones contractuales, para satisfacer requerimientos de regulaciones gubernamentales, como medio de obtener certificaciones, como fuente de información, como medio de protección de los compradores y para efectuar comparación de productos.

     Teniendo en cuenta lo anterior, el LEMaC se propuso iniciar en el año 1998 una Gestión de Calidad que permitiera lograr con el tiempo y los recursos necesarios acreditar el Laboratorio. Entendiendo que la calidad no solo sucederá, sino que necesita consideración detallada y que en el centro de una gestión de calidad está la necesidad de un enfoque sistemático a todas aquellas actividades que tienen relación con la calidad del producto o servicio; se vio razonable analizar los posibles beneficios y desventajas que este proceso de certificación implicaría a fin de poder manejar objetivamente las decisiones y poder argumentar en aquellas que hiciese falta, ante las autoridades.

     De manera resumida podemos decir que las ventajas serían: nuevos mercados, un potencial para menores gastos, control mejorado de procesos claves, mayores beneficios a través de una mayor eficiencia, reconocimiento potencial, mejoramiento de las relaciones humanas, transferencia a las áreas académicas de la enseñanza de la calidad, etc.; con respecto a las desventajas que llamaríamos potenciales se encuentran: el tiempo que lleva desarrollar el sistema, significa una inversión, puede ser difícil de implementar, requiere un compromiso a largo plazo, puede haber resistencia del personal, puede generar más papel.

     La primera etapa teniendo en cuenta la Norma IRAM 301, consistió en la redacción del Manual de Calidad en donde presentar la estructura organizativa del Laboratorio, sus principales objetivos con relación al gerenciamiento de la calidad y las responsabilidades más importantes de cada uno de los niveles de organización.

     Una segunda etapa fue la documentación de los procedimientos principales dentro de las tareas que desarrolla el Laboratorio, tarea que le fue confiada a los integrantes del Laboratorio en el que también participaron becarios del sistema; esto favoreció la integración y el consecuente desarrollo del interés de aquellos que luego participarían en el sistema de calidad. Esta etapa se acompañó con la búsqueda y archivo de las Normas que se correspondían con los ensayos que realiza el Laboratorio.

     Una tercera etapa tuvo que ver con la redacción de instrucciones para los procedimientos y funcionamientos de los equipos, como así también para su mantenimiento y operatividad.

     Paralelamente a esta actividad se fue estableciendo un staff para gerenciar la calidad, que se capacitó a fin de lograr una mayor eficiencia en los objetivos definidos en la política de calidad del Laboratorio. Además de estar integrado representando a la Regional La Plata, en el SEMECA del sistema CIC, y en el UNILAB.

     Se ha iniciado la programación para lograr la informatización de la documentación que se maneja en el Laboratorio, desde el ingreso de la muestra hasta que se genera el informe final al recurrente.

     Toda esta documentación fue generada por personal del LEMaC, con la colaboración desinteresada de aquellos que estando en el tema forman parte de las relaciones institucionales con que cuenta el Laboratorio.

     Esta actividad se complementó con la compra de equipos, fabricación de algunos por personal del Laboratorio, reparación de otros y puesta a punto de métodos y procedimientos con equipos existentes.

     Cumplida estas etapas y teniendo en cuenta que es dable contar con la financiación para la acreditación, en función de los planes que en nuestro conocimiento tiene la Universidad, nos encontramos en la etapa de ajustar los procedimientos a acreditar, con una participación muy activa de todo el personal.

     Resumiendo, el LEMaC cuenta al presente con: Manual de Calidad, Manual de Procedimientos, y Manual de Instrucciones; toda esta documentación está ya en su primera revisión, siendo completa la de las Instrucciones y en acción la de los Procedimientos. Con relación al Manual de Calidad, en este momento se encuentra en una revisión pormenorizada a fin de encuadrarlo de manera ajustada en el esquema de Política de Calidad de la Universidad. Se cuenta además con personal entrenado para la realización de auditorias.

     A la fecha se tiene solicitada la auditoria para acreditar el sistema de calidad y 4 ensayos del área de asfaltos, siendo así el primer laboratorio de asfaltos del país que estaría acreditado.